Los últimos iPhone dicen adiós a lo físico: todo lo que tienes que saber sobre las eSIM

Radio Diez de Marzo comparte:

Los soportes de tarjetas eSIM que sustituyen a las tarjetas SIM físicas no son algo nuevo en los teléfonos inteligentes. Distintos fabricantes de móviles llevan unos años apostando por investigar sobre dicha tecnología e incluso aplicándola en sus dispositivos, como ocurre con los iPhone de Apple desde la generación XR y XS con el sistema operativo iOS 12.1 en adelante.

Sin embargo, los nuevos iPhone 14 tienen algo que los diferencian de modelos anteriores: en Estados Unidos ha dejado de ser compatible con SIM físicas. Con esta decisión, los últimos móviles de la marca de la manzana se convertirán en “el primer modelo que solo va a permitir eSIM”, tal y como recalca Marcos Calvo, líder técnico de tecnología nativa y experto en dispositivos iOS y Huawei, para 20BITS.

Esto podría resultar muy interesante, ya que los fabricantes suelen copiarse entre sí. “Si Apple en Estados Unidos ya ha dicho que los nuevos iPhone no van a tener tarjeta SIM física, a lo mejor Xiaomi o Samsung el año que viene imitan este comportamiento –apunta Calvo-. Esto es algo que ya ocurrió cuando retiraron los cargadores”.

Alberto Navas, también líder técnico de tecnología nativa y experto en dispositivos Android, opina para 20BITS que el espacio destinado a las SIM físicas “no va a desaparecer tan pronto como algunas marcas creen, pero a la larga sí”. De momento, en Europa y en el resto de países se podrá seguir usando SIM físicas. Pero, ¿en qué consiste las eSIM? ¿Cuáles son sus ventajas? ¿Y sus desventajas?

Las eSIM
De forma resumida, las eSIM son tarjetas SIM electrónicas. Mientras que los usuarios nos hemos acostumbrado a tener que meter las SIM en una pequeña cavidad de los smartphones, las empresas están trabajando en que esto no sea necesario. Navas explica que “lo único que se tendrá que hacer es configurar los datos de la eSIM al encender el dispositivo por primera vez”.

“Hasta ahora, el chip venía aparte, en una tarjeta de diferentes tamaños, dependiendo del móvil -comenta Calvo-. Con la eSIM pasa a estar dentro del sistema del teléfono y el usuario no necesita introducir nada”.

Según asegura Navas, la idea era que los sistemas de eSIM estuviesen en la mayoría de dispositivos sobre el 2019. A pesar de ello, hubo grandes contratiempos que ha imposibilitado que esto ocurra, como la pandemia.

De momento, solo los smartphones más caros del mercado, de marcas como Samsung, Huawei o Apple, cuentan con este soporte electrónico y todavía le queda mucho camino por delante. Con el tiempo, algunos usuarios esperan que el espacio que se libere al no tener que introducir una SIM física pueda usarse para otras mejoras tecnológicas.

Ventajas y desventajas de la eSIM
En materia de ciberseguridad, Calvo detalla que los problemas que existen con ciberdelincuentes que duplican las tarjetas SIM no ocurren con las eSIM. Por su parte, al ser una tecnología muy novedosa, Navas considera que podría haber fallos de seguridad que se hayan pasado por alto, aunque destaca que eso pasa con “cualquier cosa electrónica que se desarrolle”.

Además, un soporte electrónico podría agilizar las portabilidades, es decir, el cambio de tarjeta SIM. Navas apunta que esto no está ocurriendo a causa de las teleoperadoras, pero que, en un futuro, “los usuarios no tendrán que esperar días o incluso semanas a que envíen su tarjeta”. Esta medida facilitaría mucho el proceso de cambiar de proveedor móvil.

Por otro lado, Navas subraya que se pueden tener “hasta 8 tarjetas diferentes”: “Lo normal es que nosotros como usuarios particulares nos valga con una sola SIM, pero alguien que necesite un número de empresa, el del extranjero, el personal… puede encontrar esta herramienta útil”.

No obstante, la mayoría de teleoperadoras cobran un extra por tener esta función multiSIM. Calvo y Navas mencionan el caso de Másmovil, que pide 5 euros mensuales, o Movistar que se acerca a los 15 euros al mes.

Hay operadoras móviles, como Mint Mobile, US Mobile y Boost Mobile, en Estados Unidos, que ven en la eSIM una nueva forma de negocio más rentable. Estos servicios han apostado por las tecnologías digitales y explican para un artículo de CNET que la decisión de Apple de dejar de ofrecer la ranura para la SIM física en el país norteamericano “democratiza la conectividad”.

Mientras que antes los usuarios se ceñían a una teleoperadora concreta por el duro trabajo de intentar cambiarse a otra, ahora el proceso puede resultar más sencillo. Stephen Stokols, el CEO de Boost Mobile, lo comparaba en CNET con Netflix porque, en un futuro, solo se necesitará registrarse por Internet y activar la eSIM.

Tomado de: https://www.20minutos.es/tecnologia/moviles-dispositivos/los-ultimos-iphone-dicen-adios-a-lo-fisico-todo-lo-que-tienes-que-saber-sobre-las-esim-5061513/

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password